El Santo Grial de las Bases: Revlon Nearly Naked





Si te pasa que nunca terminas de quedarte con una base porque son muy pesadas, se ven poco naturales y puedes detectarlas sobre la piel a 5 metros de distancia de un espejo, es buena idea que sigas leyendo. He encontrado mi nueva base de ensueño, en un pequeño recipiente de vidrio y tapita blanca, se llama Nearly Naked, casi desnuda en español, y francamente te sientes con esa libertad.

Te cuento, mi tipo de piel es mixta con áreas resecas y grasas (a veces la misma área puede ser grasa y seca a la vez, no sé cómo pasa eso pero es así), por ende la mayoría de las veces buscaba una base con acabado muy mate y de larga duración, la ColorStay de Revlon fue mi primer experimento, pero francamente no es completamente de mi gusto, se siente un poco pesada sobre la piel, es difícil de difuminar, acentúa las partes resecas y aunque la duración es maravillosa y no tiene casi FPS (lo cual es excelente para fotos) no me encuentro usándola  día a día. Seguí de largo y bajo constantes recomendaciones de varias blogueras me decidí a probar la Nearly Naked.

¡Es increíble! Es la primera base que uso felizmente todos los días, se difumina con facilidad, tanto con los dedos como con una brochita, la apariencia es natural al 100%, te estoy hablando de que si tengo una cámara HD en mi rostro no verías sino piel. La cobertura es ligera-moderada, yo no recurriría a ella si sufres de acné o tienes mucho que cubrir, pero si lo que tienes son pequeñas zonas enrojecidas o quieres unificar el tono de la piel por viejas cicatrices o áreas descoloridas, pruébala. No creo que recurra a ninguna otra base en los días por venir, estoy completamente complacida. Trae FPS 20, por lo está genial para el día, aún trato de usar protector solar a diario por debajo, pero si no lo uso no me siento tan culpable.

Las pequeñas fallas que tiene la base son: primero, no trae un dispensador, por lo que tienes que agregar un poco en la parte de atrás de la mano para poder aplicártela; y segundo, no dura más de 4-6 horas intacta, sin embargo no me importa empolvarme un poco las zonas donde tengo mayor tendencia a volverme grasa. Prefiero una base que se vea genial por 4-6 horas y que necesite retoques que una que me haga ver ‘hecha’ durante 16 horas. Si te gusta un maquillaje natural y relajado esta base seguro es para ti.

En resumen, si tienes piel seca, normal o mixta y te gustan los acabados naturales, frescos y relajados la Revlon Nearly Naked es una de las mejores opciones en el mercado. La evitaría si quieres mucha cobertura, longevidad extrema y sufres de piel muy grasa. El rango de colores va desde muy claros a muy oscuros con distintos subtonos, 16 colores de donde elegir, lo cual en mi opinión no está nada mal, para mí el 120 Vanilla es el color ideal, con un subtono amarillo que va con piel a la perfección.

¿Has probado la Nearly Naked? ¿Cuál es tu base favorita y por qué la prefieres?





2 comentarios:

  1. It looks great.... I love Revlon!!!!
    Kisssssssss

    ResponderEliminar
  2. gracias por tu coment en mi blog, Valen. Voy a dormir que aquí en España es madrugada. Mañana te leo y te suscribes a mi blog, yo os seguiré en Instagram ;-)

    ResponderEliminar

¡Muchas gracias por tu comentario!